6 ago. 2013

Grodziskie/Grätzer: bebiendo un poco de historia.



Quienes sigáis habitualmente este blog conocéis de sobra que me encanta todo lo que rodea a esos estilos que en su momento vivieron tiempos mejores pero que desgraciadamente y con el tiempo su importancia y representación fue disminuyendo hasta llegar al punto de incluso desaparecer en algunos casos. Pero si hoy me hace especial ilusión este post es porque además de contaros algunas batallitas sobre el estilo puedo hacerlo tras haber probado unas muestras.

 Etiqueta tomada de aquí

El estilo que nos ocupa es de origen polaco y se llama Grodziskie por la población que lo vio nacer, Grodzisk Wielkopolski, pero como su momento ésta ciudad formó parte de Prusia el estilo posee dos denominaciones: la polaca, Grodziskie, y la alemana, Grätzer. Hay alguna fuente que apunta que fueron los nazis quienes obligaron a cambiar el nombre polaco al alemán y no fue hasta finalizar la 2ª Guerra Mundial cuando el término Grodziskie recuperó el protagonismo.


Versiones polaca y alemana. Etiquetas sacadas de aquí.


 

Localización de Grodzisk en Polonia.
Mapa sacado de aquí

Nos encontramos ante un estilo de cerveza del que se tiene constancia ya en el s.XIV y se estuvo produciendo ininterrumpidamente hasta 1993, cuando cerró la última fábrica de Grodzisk. Las versiones más modernas poseían un color ambarino, eran de fermentación alta y en su elaboración únicamente se utilizaban maltas de trigo ahumado en madera de roble. El hecho de poseer poco alcohol (siempre por debajo de los 4%) además de ser muy carbonatadas las hacía ideales para calmar la sed, permitiendo ser bebidas en grandes cantidades sin verse excesivamente perjudicado.

Lo bueno es que a principios de 2012 la cervecera holandesa Jopen y la alemana The Monarchy (hasta hace poco llamada Monarchy of Musseland o directamente MoM) decidieron ponerse manos a la obra y rescatar este estilo. Para ello contaron con la ayuda de los conocidos escritores e investigadores sobre cerveza Ron Pattinson y Evan Rail, además de Alice van der Kuijl, de la tienda De Bierkoning en Amsterdam, e intentaron ser lo más fidedignos al recrear este peculiar estilo.

 Cartel tomado de aquí.

En sus investigaciones descubrieron que antaño los cerveceros usaban corteza de sauce en su elaboración así que decidieron lanzar dos versiones, una clásica a la que llamaron Grätzer, y otra con la citada corteza a la que llamaron Grodziskie. Ambas se fermentaron con la levadura original y usando lúpulos Lublin y a finales de 2012 vieron la luz.

En cuanto a la Grätzer posee un color marrón pálido apagado, bastante turbio pero sin depósitos, con una bonita y persistente espuma blanca cremosa. En nariz destacan las notas a carne ahumada así cómo cereal (cáscara) muy marcado. Ya en boca es muy ligera, de trago muy fácil y con las notas del citado dueto a cereal y ahumado dominando el trago. Final bastante seco y con el lúpulo tomando protagonismo. Una cerveza muy peculiar que se asemeja a algunas kellerbier por el toque a cereal y levaduroso y en el que el ahumado no evita que sea terriblemente adictiva y fácil de tomar.



La Grodziskie en cambio posee una espuma de porosidad algo mayor pero igualmente muy persistente, y también posee un aspecto algo más turbio. En nariz posee una menor intensidad que la Grätzer y el ahumado queda en un segundo plano, siendo el cereal y unas notas como especiadas y a incienso las que más sobresalen. En boca es un punto más ácida y menos amarga, descubriendo un toque como a goma quemada realmente muy peculiar y que no se me ocurre cómo explicar más que por la citada corteza. También es muy liviana y fácil de beber pero por el citado toque curioso quizás diría que eso de beberla en grandes cantidades no iría conmigo.



Sin duda dos ejemplos muy interesantes de un estilo verdaderamente peculiar que me reafirman en la creencia de que existe todo un mundo de estilos apasionantes por explotar más allá de esas elaboraciones actuales tan “lúpulo-dependientes”.

30 comentarios:

  1. a ver si engancho las dos MoM para probarlas y te doy mis impresiones :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. David, estaré encantado de recibir tus impresiones, no dudo que la Grätzer te hará tilín :P

      Eliminar
  2. Desde luego el colorcito es tentador :-)''''

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues con lo que te gusta tirarte un buen rato oliendo, creo que más tentador te resultaría el aroma ;)

      Eliminar
  3. Realmente interesante, muy interesante... me encantan estas lecciones de antropología cervecera!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jejeje!! Me alegro que te guste, mestre! Es apasionante descubrir que hay un buen puñado de estilos casi olvidados y que nos tienen tanto que decir. ¡¡Que viva la antropología cervecil!!

      Eliminar
  4. Interesantísimas, sin duda, e interesante artículo. Habrá que probarlas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Hugo. A ver si te haces con ellas y nos cuentas qué tal. Un abrazo!

      Eliminar
  5. Muy buen articulo, ni sabia que existía este tipo de cervezas. Eso sí a ver donde las consigo...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, compañero. Yo las conseguí a través de Zombier pero hace bastante y no se si aún les quedarán. Saludos!

      Eliminar
  6. Diablos, la semana pasada estuve en De Bierkoning y se me escaparon dichas cervezas entre la inmensa variedad que tenían, aunque me llevé una Gose en mi visita.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Arrea, pues no sabes la envidia que me das tu a mi por esa Gose... No se si sería también alguna de las versiiones que ha hecho Monarchy o alguna más auténtica, pero en definitiva enhorabuena!! Un saludo!

      Eliminar
    2. Es una de éstas de Monarchy. Luego me enteré de que la tenían en Cervezorama. Bueno, también estuve a punto de probar una Gose producida por De Molen en su propio lugar, pero pedí otras de barril. La Rhythm & Blues de barril es magnífica, así como la Storm & Averij, una doble IPA que se acerca mucho a las barley wine.

      Eliminar
    3. Ah, y aprovecho para sugerir Holanda como un gran destino cervecero. Sé que parece un sacrilegio, pero resulta que Amsterdam es una de las mejores capitales cerveceras de Europa, con lugares tan brutales como el Bierkoning, el Arendsnest, De Prael o Brouwerij t' Ij. A su vez, no está tan lejos de Bélgica en cuanto a variedad y calidad de cervezas. Eso sí, hay que saber por dónde pasas. Lugares como De Molen, en Bodegraven, o In De Wildeman, a pesar de ser muy buenos, son algo caros (de hecho, muchas Molen de barril en su propio lugar cuestan incluso más que en el ANIMAL).

      Me faltaron lugares como Haarlem para visitar De Jopen, pero ya será en otra ocasión.

      Otro saludo por ahí.

      Eliminar
    4. Pues creo que también tengo esas Gose, jejeje! Si son las Son of a Batch que en su momento trajo Zombier y de ahí llegó a gente como Cervezorama como dices, sí son esas. La Gose de De Molen suena alucinante y las otras dos que comentas también...

      Te tomo la recomendación de Holanda como destino, conozco varios de esos locales de oídas y también las cerveceras y para una escapada de finde largo puede ser muy buen plan. Muchas gracias por los consejos y recomendaciones! Un saludo!!

      Eliminar
  7. EXCELENTE entrada una vez dedicada a un estilo que poco a poco voy descubriendo y me gusta más. Como a Txema me parecen interesantísimas este tipo de entradas.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Jose, me alegro mucho que te agraden estas entradas porque yo también me lo paso en grande con ellas. A ver si tenemos un poco de suerte y nos van llegando más y más muestras de estilos tan peculiares como estos. Un abrazo!!

      Eliminar
  8. Que envidia que puedas encontrar esas cervezas, estas Grodziskie/Grätzer me dan mucha curiosidad gracias al empeño de Ron en escribir sobre este estilo en los meses pasados.

    Me da mucha curiosidad la historia de la cerveza en regiones menos populares y cuya historia pudieron irse perdie do por las guerras de inicio del siglo XX.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy buenas Eslem! Pues no te voy a negar que estoy muy contento porque llegaran estas birras desde Alemania. En uno de los post que le leí al gran Ron decía que igual eran bastante complicadas de conseguir con lo cual asumí que ni las veríamos pero al final ya ves... Creo que Freigeist y Monarchy exportan cosillas a USA así que si te las encuentras no dudes en hacerte con cualquiera de ellas, muy curiosas e interesantes. Un saludo!!

      Eliminar
  9. ¡¡Buen post Cortezadicto!! Jajaja, al final vas a tener que cambiarte el nickname :-P.

    No hace falta entrar en detalles en cuanto a envidias sanas e insanas. No he tenido nunca la ocasión de estar cerca de ninguna Grodziskie, y por tus comentarios intuyo que podría ser de mi agrado.

    Lo dicho: muy interesante información. Y a currar este agosto para que la blogosfera no se quede vacía de contenido ;-).

    Salut mestre!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja!! Tu si que estás hecho un "cortezadicto"! Jajaja! El nickname en realidad es lo de menos, lo que queda es lo de "adicto", luego puedes meterle algo tipo lambic, saison, brittish, alemán... o tantos otros términos como raíz... ;).

      Y lo de currar, deja que las neuronas se relajen un poco, que con este calorazo no hay quien pueda pensar en nada, jejeje!

      Salut Joan!

      Eliminar
  10. Pues personalmente nos quedamos con las Gose, pero esto de recuperar estilos antiguos moola.

    ResponderEliminar
  11. por cierto, enhorabuena otra vez por seguir esta línea en tu blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Que viva el club de los arqueólogos birreros! ¡Jajaja! Muchas gracias por vuestras palabras y me alegro mucho de que os resulten no solo interesantes estos post sino que os puedan servir como inspiración para futuras cervezas! ¡Un honor!

      Eliminar
  12. Hola de nuevo compañero!!!Que tal esas vacacones?.
    Como siempre un artículo muy interesante, no he tenido la oportunidad de probar este estilo, pero a poco que pueda no dudaré en probarlo.
    Saludos y gracias!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy buenas Gonzalo! Estupendo volver a verte por la blogosfera! Gracias a tí por tus palabras y a ver si tienes ocasión de probar estas cervezas!! Un saludo!!

      Eliminar
  13. BUENO, PUES AL FINAL ME HE LEIDO EL ARTÍCULO SIN PROBAR LAS CERVEZAS, JAJAJA. CONSEGUÍ LAS DOS QUE CATAS AQUÍ Y LAS DOS DE MONARCHY, PERO NO ESTÁN NI EN LA NEVERA. YA LAS IRÉ PROBANDO A VER QUE TAL. UN SALUDO GRODZIMESTREK!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja!! Y yo que quería leer tus impresiones... en fin, ya me dirás qué te parecen cuando las pruebes :P. Un saludo "grätzermestrek" ;)!!

      Eliminar
  14. Podreis probar una recreacion de este estilo, en La MicroCerveseria de Sabadell (www.lamicrocerveseria.com) a principios de Octubre. Ahora mismo esta acabando de fermentar.

    Roger

    ResponderEliminar