26 mar. 2012

¿Qué diantre es un growler?


El post de hoy va dedicado a unos curiosos objetos llamados growlers que han empezado a ser más que frecuentes con la eclosión de algunas cerveceras artesanales de países como USA o U.K..


Se trata de recipientes con los que puedes llevarte a casa cerveza fresca del brewpub o de la fábrica y así disfrutar de ella en un plazo de 7 a 10 días (2-3 días una vez abierto).

En cuanto al nombre, por lo visto se le llama así por el sonido que se genera al destapar el recipiente y dejar salir el CO2, el cual se asemeja (o eso dicen…) a una especie de gruñido o rugido (en inglés, “growl”). Pero hay quien cuenta que en realidad el gruñido venía más bien de la barriga de los trabajadores que salían de las fábricas sedientos por beber y de ahí que al recipiente utilizado para beber cerveza se le llamara así.

En cuanto a su historia, parece ser que existen recipientes con ese uso como mínimo desde finales del s.XIX. Por aquellos entonces había una especie de cubetas pequeñas galvanizadas con las que llevar cerveza de un sitio a otro. En este sentido, antes de la segunda guerra mundial algunos niños llevaban estos recipientes repletos de cerveza fresca para cuando sus padres salieran a comer tras una mañana de duro trabajo (dejando a un lado las durísimas condiciones de trabajo, quien tuviera esa suerte…)


Arriba y abajo de éstas líneas, las citadas cubetas.


En los EEUU, allá por las décadas de 1950 y 60, durante los domingos (día en que cerraban las tiendas) si alguien quería comprar cerveza para llevarse a casa no tenía más que ir a la licorería ilegal de turno y rellenar con cerveza de barril unos recipientes similares a esos de cartón encerados que se usan actualmente para la comida asiática para llevar.

Pero el growler actual parece tener su origen en 1989, cuando Charlie Otto, de la Otto Brothers Brewery decidió comprarse una máquina para hacer serigrafías y así dejar su sello en botellas de vidrio de medio galón (1,9 litros). De este modo la gente podría llevarse cerveza fresca a casa.

El growler de los Otto Brothers.

Y así nacieron los growlers modernos, aunque de ese recipiente de vidrio más o menos sencillo que nació a finales de los años 80, en la actualidad ha evolucionado mucho el mercado y existen verdaderas obras de coleccionismo al respecto que no tardan ni un día en desaparecer desde su salida al mercado como es el caso del deseado growler de Russian River. No hay craft estadounidense que se precie sin su growler de turno, algunos son preciosas botellas de cerámica con cierres también de cerámica, otros con cierres de rosca, algunos tienen mangos metálicos, hay botellas de formas muy peculiares con dibujos muy detallados, e incluso existe todo un mundo con las fundas para enfriarlos. Abajo tenéis algunos ejemplos de todo ello.


  
Arriba y debajo de estas líneas, los growlers de BrewDog y Stone Brewing. Una estupenda forma de tomar cervezas recién hechas y con el lúpulo bien fresco.
 

  
Arriba, la perla de Russian River. Abajo una funda térmica.
 

Dejando curiosidades a un lado, solamente me queda desear que esta costumbre se extienda también por aquí tanto en nuestras micros y brewpubs como en bares y cervecerías que nos tientan con sus barriles de cerveza, ya que de este modo podríamos llevarnos a casa nuestra cerveza de barril favorita. ¿Qué os parece?

Todas las fotos han sido tomadas de diferentes fuentes y por tanto tienen sus respectivos derechos de autor. Las fuentes de dónde he sacado la mayor parte de la info son:
-  http://beeradvocate.com/articles/384
-  http://www.focusonthebeer.com/2011/11/growler-part-1-past.html

28 comentarios:

  1. Muy interesante! Pero en la Comunidad Valenciana ya tenemos una muestra de esto. Creo que ya comenté que los de 'De Bassus' en Torrevieja comercializan sus propios 'growlers' de 2 litros para llevarse la cerveza a casa. Son muy parecidos al modelo último de la derecha de la foto que encabeza el post.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anda, pues lo de "De Bassus" y sus growlers si lo dijiste no me acordaba. La verdad que si es como el de la foto que comentas es una preciosidad. Torrevieja me queda algo lejos pero siempre es bueno saberlo... Salut mestre!

      Eliminar
  2. Yo quiero un growler!! jejeje, bromas aparte, había leído algo sobre ellos, pero no sabía de dónde venían ni nada por el estilo, es muy interesante. Muchas gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y yo también quiero! Jejeje!

      De nada hombre, siempre aprendemos alguna cosilla cada día con esto de la cerveza!

      Saludos!

      Eliminar
  3. Juas, me encanta el de Mammoth xD me imagino haciendo senderismo por Yosemite y al llegar a la cima, nadie podría decir que no sólo te estás hidratando, sino que además te estás encogorzando a base de licor de pino xD. También me gusta el de Stone, de hecho más que el de Russian River... me recuerda a "vasos de sesión vs. vasos enrevesados" :-D. Al final, uno de sesión con un logo bien chulo me acaba gustando más :-).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me acordé de tí nada más ver el de Mammoth, jeje! La verdad que llegar a la cima del Yosemite y tomarse una de esas IPAs debe ser de las cosas más maravillosas que te puedes hacer (ahora, después de zampartelo a ver quien baja... XD).

      El de Russian River es más rollo coleccionista que otra cosa, pero estoy contigo que el de Stone o BrewDog serían más que suficientes, ;P

      Eliminar
  4. Quiero un growler ya, preferiblemente de cristal. Claro que también necesitaría una cervezas de barril que merezcan la pena, y de esas no hay muchas por acá.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una chulada y verdaderamente útil. Yo también quiero hacerme con uno y eso que me encanta la cultura de bar y tomarme las cervezas en locales, pero poder disfrutar de algunas perlas de barril en mi sofá no tiene precio, jeje!

      Saludos!!

      Eliminar
  5. Buen post Pau! Hace tiempo que estoy contemplando la posibilidad de adquirir uno, especialmente pensando en fiestas populares para sustituir la litrona de plástico del súper. Así que los de Brewdog o Stone serían ideales :-). Salut!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jejeje! Que criminal, todos con la litrona y tu con la De Molen, Brewdog, Mikkeller... de turno en el growler, :)

      Así cualquiera se monta una buena fiesta popular! ;P

      Salut mestre!

      Eliminar
  6. Buenos días,
    Solamente un comentario, Stone recomienda que la cerveza comprada en growlers sea consumida dentro de las siguientes 24 horas de haber sido comprada.
    7 a 10 días es demasiado tiempo para que estos contenedores conseerven adecuadamente las propiedades de la cerveza.

    Aqui una foto de la tienda de Stone en South Park, San Diego y de un growler.

    http://yfrog.com/oe3roghj

    http://yfrog.com/h7fw9gqj

    Saludos desde Mexicali, Baja California, México
    Miguel
    Amigos de la Vid

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Miguel, supongo que ese dato de Stone que me comentas se referirá a cervezas como IPAs o variantes con perfiles de lúpulo aromático muy marcado y ya se sabe que el lúpulo fresco no es muy amigo del tiempo. Una cerveza con mucha malta, alcohol o incluso en la cual el lúpulo no tenga función tan aromática entiendo que puede durar perfectamente ese tiempo de 7-10 días.

      Lo comprobaré nada más consiga un growler, jeje!

      Gracias por tu aporte y saludos!

      Eliminar
  7. A ver.
    De toda la vida, pongamos s.XIX, en todas las hausbrauerai de baviera se ofrecen ese tipo de envases (2, 3, 5 L) para ser consumidos el mismo dia o durante el finde.
    El "problema" es que se debe pagar el envase si es que no lo aportas. Lo compras la primera vez y luego lo vas rellenando. En UK un poco de lo mismo.
    Unos rusos intentaron comercializar un llenador isobarico, de estas o cualquier otro envase, para que la gente pudiera llevarse sus litros a casa desde el bar, pero no han triunfado.
    Como tampoco han triunfado los barriles de aluminio de 5 L.
    Aquí nos vamos de fiesta, no montamos fiestas en casa.
    Creo yo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo, yo mismo he bebido cerveza en esos growlers alemanes que comentas en la propia Baviera pero que eso que afirmas sea un hecho no quita que la "moda" (por llamar de algún modo al crecimiento en su uso) de los growlers venga sobretodo desde la ebullición de las micros en USA, y ya se sabe que todo lo que tocan los yankies es oro en el mercado, o no estás conmigo?

      Lo de que aquí (no se de donde eres) nos vamos de fiesta y no lo hacemos en casa, pues te pongo mi ejemplo y el de unos cuantos amigos, que nos tomamos algunas cervezas más especiales antes o después de salir o incluso montamos fiestas o catas en casa. Y lo de los barriles de 5L, te digo lo mismo, conozco a no poca gente que los usa.

      Gracias por tu aporte y saludos!

      Eliminar
  8. No se si esto sería muy legal en españa (artículos 7.9 y 13.3 del famoso real decreto 53/95)

    diego.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Diego, no se si eres el mismo anónimo de arriba. Legal o no también podríamos ver si ciertas cervezas en ciertos festivales son o no legales, sin registros ni nada, no? Además, creo que estarás conmigo en que la justicia que nos ampara está un tanto fuera de la realidad actual en tantos sentidos...

      Saludos!

      Eliminar
    2. No soy el mismo, y a eso voy. Que a veces nos olvidamos de donde estamos, esto no es oregón, ni legal ni socialmente. ¿cuanta gente estaría dispuesta a pagar 10 ó 15 euros por llevarse una botella de cerveza casa? Una cerveza que nunca va a estar en condiciones óptimas. El único atractivo que le veo es el que tiene para el coleccionista, que comercialmente tampoco es desdeñable.

      diego

      Eliminar
    3. Diego, nadie discute que sea mejor comprar una cerveza embotellada o beberla en el propio local recien tirada pero a mi sin duda me parece bien que haya opciones para quien las quiera tomar. Y no solo para el coleccionista, que arrasamos con todo. Ponte por un momento en el caso de un cliente que tiene luego que conducir, ¿por que no se puede pillar medio litro de su cerveza de barril favorita y terminarsela en casa sin necesidad de jugarsela al volante?

      Eliminar
    4. Mi pregunta es... ¿esto se podría hacer en una tienda? ¿o habría que tener licencia de hostelería? (no se consume alcóhol en la tienda, sólo se embotella). En una tienda tendría máis sentido que en un bar... Y no creo que tenga que valer 10-15 €

      Eliminar
  9. Interesante entrada Pau. Algunos de los growler son realmente bonitos. Otro objeto más para los ávidos coleccionistas, pero que puede tener un interés más allá del coleccionismo. Como bien apuntas en tu último comentario, y como mucha gente hace algo parecido con el vino en los restaurantes. Si quiero seguir tomando mi cerveza de barril favorita de una cervecería, pero he de conducir, por qué no utilizar el recipiente en cuestión y luego tomarla en casa sin riesgos de accidentes ni multas? Salu2!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias JAB. La verdad es que a los que nos gusta salir y disfrutar de las cervezas y de otras bebidas, "aparatejos" como éstos nos ponen más fácil el ahorrarnos disgustos. Saludos!

      Eliminar
  10. Interesante artículo. Yo sí compraría un growler para poder disfrutar en casa de la cerveza de barril que no encuentre en botella. O como comentáis, para seguir bebiendo en casa y no jugármela con el coche.
    Una pregunta, ¿como funciona exactamente? ¿Compras un growler y lo llevas cada vez que vas a una cervecería, o son retornables? Y ¿se suele dejar el growler en tu cervecería favorita para cuando lo necesites?

    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Javi, pues en principio la cosa sería comprarse uno y llevarlo cuando vayas a tu cervecería favorita (en UK y USA la gente va directamente a las fábricas a cargar los growlers para tomar las cervezas recién hechas).

      No se si existen modelos retornables, en principio los que conozco te los compras para tí y te los llevas a casa. Todo depende de la confianza que tengas con el de la cervecería para que lo puedas dejar allí...

      Saludos y gracias por tu comentario.

      Eliminar
    2. Y yo me pregunto... ¿con que cara me mirarían si me acerco a alguna microcrevecerías de por aquí, de Barcelona, con un growler? ¿Crees que me lo llenarían?

      Eliminar
    3. Hola Javi,
      En Estados Unidos las reglas varían de estado a estado. En California, el growler se puede comprar en la cervecería y pasa a ser de tu propiedad; Puedes comprar la cerveza y rellenar el growler las veces que tu quieras, pero el growler tiene que ser de la misma cervecería que la cerveza.
      O sea que yo no puedo llegar a Ballast Point (o cualquier otra cervecería) con mi growler de Stone y pedir que me lo llenen.
      En ninguna cervecería te guardan el growler.

      Saludos desde México,
      Miguel Fimbres
      Amigos de la Vid

      Eliminar
  11. Javi, sobre acercarte a alguna micro de aquí con la "cantimplora" pues supongo que dependerá de quien la lleve, pero en principio no debería haber problema, aunque pensándolo bien, muchas envasan su producción en botella más que en barril así que igual es más difícil encontrar una buena variedad para elegir.

    Miguel, muchas gracias por tu aporte desde México. Y tomando tu ejemplo, aquí peleando por conseguir alguna botella suelta de esas dos marcas (entre otras) y ahí eligiendo si compras uno u otro growler... Jaja! Cosas de la vida!!

    Saludos a ambos!

    ResponderEliminar
  12. Gracias Lúpuloadicto por tus respuestas. Por cierto, llevo un tiempo leyendo tu blog y estoy aprendiendo mucho, gracias!

    Miguel, gracias por el comentario.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De nada hombre! Lo mejor de los blogs es precisamente eso, que charlando entre todos se aprende un montón casi sin darte cuenta! Me alegro que te resulte interesante!

      Un saludo!

      Eliminar