25 abr. 2010

Hablando euskera…

Decir que el fenómeno de las microcerveceras es una realidad que se está extendiendo por todos los rincones de la península ibérica (desde levante, pasando por Castilla, Aragón y recorriendo toda la cornisa cantábrica hasta llegar a Galicia), no es ninguna novedad. A este paso, dentro de poco no habrá región que no elabore cervezas…y me alegro de ello (siempre que todas esas novedades aporten algo nuevo y/o lleven detrás un buen producto).

Y os preguntaréis: y eso que tiene que ver con el título del comentario? Decir esto que he comento es una obviedad, lo sé. Pero lo que quizás es más sorprendente es que una cervecera como Pagoa, una micro vasca nacida en 1998, casi 10 años antes que la mayoría de micros actuales, pueda tener mucha menos distribución (o al menos por regiones como Valencia no se encuentra fácilmente) que otras cervezas bastante recientes como las Lluna, las Montmirà o la Altura de Vuelo de mi Valencia natal. Quede por delante que me alegro que estas valencianas posean buena distribución, sólo faltaría siendo de mi tierra, pero lo que no entiendo son las razones de que las Pagoa posean una distribución tan restringida fuera del País Vasco.

Esto no sería nada sorprendente si las Pagoa fuesen unas cervezas mal hechas, sosas, aburridas o que se yo… que no gustaran tanto como las valencianas que he citado. Entonces no tendría nada que obviar. Pero después de haber probado las Pagoa este fin de semana gracias a la amabilidad del compañero Elgolforastitas (gracias otra vez tío, eres un crack!), os digo que realmente me sorprende que eso sea así, ya que aún siendo cervezas que nada excepcionales (la Red ale si me ha gustado bastante) creo que merecerían ser bastante más conocidas dado el tiempo que llevan en el mercado.

Se que todo esto puede responder a estrategias de marketing del propio elaborador, o igual el hecho de ser vascas tira para atrás a algunos vendedores/importadores (no creo que sea por esto último ya que en el caso de las catalanas podría ocurrir lo mismo por cuestiones políticas y no ocurre así). Así que en mi humilde opinión, está muy bien que salgan muchas micros (siempre que sea con ganas de hacer bien el trabajo y ofrecer un buen producto) pero el caso que os cuento de Pagoa me han hecho plantearme si realmente no existen más casos de cervezas decentes que lleven un tiempo ya en el mercado y que no sean conocidas.

Dicho todo esto, en los próximos días comentaré las diferentes variedades de Pagoa: una Pilsen, una Red Ale y una Stout.

8 comentarios:

  1. A mí me gustó bastante la Stout, aún tengo pendiente la Red Ale (y la rubia no la encontré, mosquis)

    Por cierto, me ha sorprendido positivamente Lluna Morisca, bastante curiosa pero muy rica. Ya la comentaré más ampliamente.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. Hola Embracing! Pues nada, a mi la Red ale y la Stout me sorprendieron muy gratamente. La Red ale concretamente se parece un montón a la Zeliv checa con guindas, no se como conseguirán ese gusto.

    De las Lluna, la verdad que me alegro que te guste la Morisca. Pensaba que los comentarios sobre ella iban a ser negativos pero me alegro que te guste. Por cierto, hasta ahora mi novia (es la misma que te mandó las Lluna) no ha podido pasarse por correos para mandarte las etiquetas, pero antes de que termine la semana seguro han salido para Zaragoza.

    Cuál de las otras has probado? O únicamente has probado esa Morisca?

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  3. Felicidades por tu blog.
    Te invito a visitar el mío, http://purabirria.blogspot.com
    Te agregaré a mis enlaces.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. De momento solo la Morisca, hace apenas unas horas, y me queda la Rubia (la Negra y la Bruna las ganó Sir Asf, que nos las repartimos y el turno para elegir nos lo jugamos al poker) Uh, sí, no logro identificar las hierbas que dicen utilizar, me recuerdan a té de roca o manzanilla pero no me encaja del todo, ¿tienes alguna idea de cuales son?

    ResponderEliminar
  5. Hola Pau.PAGOA junto con la desaparecida Bertoko, también de Euskadi, son quizás las primeras artesanales de la Península(al menos de las que tuve noticia). Desafortunadamente su distribución fuera de Euskadi no es grande, incluso se podría decir que no sale. Las primeras que nos llegaron a través de amigos que pasaban por allí, y nos sorprendieron tan gratamente como las últimas recién bebidas hace pocos meses. Nos quedamos con la sensación que dices, cómo es posible que haciendo esta cerveza, sin aspavientos,y con esta calidad esta no sea más conocida?.Creo que eso se lo tenemos que preguntar a ellos, hasta donde quieren llegar, puede ser que no quieran pasar del punto donde están y eso es muy respetable.A veces vale más ir poco a poco y despacio que querer comerse el mundo y darse una ostia, como pasa en muchos casos. En Euskadi cuentan con buena fama, incluso tienen una campaña publicitaria interesante que puedes ver Eusko Saragardoa
    aquí y que a mi me gusta mucho

    En cuanto a la cerveza en sí, tanto Beltza(negra) como Gorria(roja) me parecen geniales cervezas, la Horia(rubia) es el intento lager y aunque me gusta, a las que nos llegaron les faltaban una vuelta de amargor mejor integrado para acabar de quedar matizada, para mi gusto claro está. El balance en general es más que positivo y ojalá amplíen su mercado para poder disfrutarla más

    Haya Salud

    ResponderEliminar
  6. Hola, Chris. Me acabo de pasar por tu blog y me gustó bastante. Ya te he añadido a los blogs que sigo. Por cierto, eres chileno o argentino?

    Un saludo compañero.

    ResponderEliminar
  7. Embracing, la morisca posee hierbas típicas del monte mediterráneo, pero no se exactamente cuáles son (yo juraría que manzanilla tiene seguro y es fácil que el te de roca que tu dices, que aquí conocemos como arnica, también). Pero es muy complicado adivinarlas. Le pregunté al fabricante pero me dijo que lo adivinara yo y si no lo sabía que se lo volviera a preguntar. Así que eso haré... Por cierto, la rubia que es la que te ha tocado no está mal para el poco alcohol que tiene. Ya me dirás que tal... Un saludo!

    ResponderEliminar
  8. Chela, ni más ni menos es la impresión que tuve con las Pagoa negra y la roja. Me sorprendieron un montón, y por eso me extraña que no haya por ningún sitio. En internet vi que se podían comprar en una tienda, y también leí algún comentario sobre que en Barcelona o Madrid era más fácil localizarlas. Pero como tu dices, lo de la distribución creo que será por eso de no querer ir con prisas y meterse una buena leña. Y lo respeto totalmente, lo que me gustaría que fuera más fácil conseguirlas.

    En cuanto a las otras que comentas (esas Bertoko) me parece que he llegado un poco tarde para probarlas, jejeje. Una verdadera lástima... Por cierto no sabrás de alguien que pueda tener las botellas vacías y quisiera desprenderse de ellas? Supongo que no, pero preguntar es obligación coleccionista...

    Un saludo!

    ResponderEliminar